Gris

Letras de acuarela

¿Se puede extrañar a alguien que nunca fue tuyo? A alguien que no sólo no fue, sino que por tu mismo orgullo no lo será. Pues lo extraño, más de lo que creí extrañar a alguien.

Él se fue sin irse, y al irse se llevó una parte de mi que yo sin notar, le regalé.

A él le di el poder de hacerme daño, de lograr que lo odie. Pero ya no puedo, odiarlo es lo más agotador que he hecho.

Desde entonces vivo en un estado divido en intervalos de ira y melancolía. Claro los de melancolía son más largos y obscuros.

He contado cada una de las sonrisas que me desarmaron. He repasado las luchas de ego que ninguno ganó, pero que me fueron apagando.

Y al final del recuento me di cuenta que él ganó sin haber ganado. Porque en mi intento de ganar yo misma…

Ver la entrada original 46 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s